viernes, 9 de septiembre de 2016

Reflexiones de RAMÓN GAYA

Tomás Segovia y Ramón Gaya en París, 1956.

"Cartas a sus amigos" resulta ser un autorretrato de Ramón, una biografía narrada por el propio creador. En la publicación, encontramos numerosas reflexiones sobre pintura, sobre creación, sobre la soledad del artista, sobre la vida... Hoy recogemos un fragmento de una de las cartas que Ramón escribió a su gran amigo Tomás Segovia el 9 de julio de 1952. En ella, el pintor ahonda en la diferencia entre el "mundo" y la "vida": 

Me alegra mucho de que hayas hecho ese descubrimiento... cristiano (la diferencia entre "mundo" y "vida") y la noticia de que ahora te sientes muy "en el mundo" no me alarma, ya que ese mundo creo que debe ser nadado para salvarlo, para... cruzarlo, y que te conduzca a la vida, que es, claro, en donde hay que estar. Pero para estar en la vida, o mejor, querer estar en la vida, sin pasar por el mundo -sin nadarlo- es hacer ese escamoteo que hace siempre Sole y que no le conduce, en definitiva, a vida alguna.