miércoles, 15 de octubre de 2008

PEQUEÑOS POEMAS INÉDITOS

Ramón Gaya en Acapulco. 1941


PEQUEÑOS POEMAS INÉDITOS


Nana del olvido

Tu allá a lo lejos

Yo, queriendo ser otro,
yo siendo el mismo;
tú, dormida o despierta,
siendo el olvido.

Tú sin mis besos.


México, agosto de 1939


*

(Los dos poemas siguientes no tienen fecha, aunque pertenecen al cuaderno de 1939)


Si lo que quieres de mí
es reclinar un olvido
y lo que pongo yo en ti
es un querer parecido,
no nos besemos la piel
tiñéndonos nuestra historia;
besémonos, sí, las vidas
para que penas unidas
nos salven de la memoria.
*

Pequeña piedra de adhesión
Su intención de ser lejano
Jorge Guillén

Aunque mi cuerpo no esté
dándole bulto a la noche
todos sabéis y yo sé
que no merezco el reproche.
Demostrada queda, sí,
mi lejanía de aquí,
más no de esconder la mano
si de justicia se trata,
pues a vosotros me ata
una distancia de hermano.


Canción extraña

Canción del no vendrás,
el sí te quiero;
canción del ya llamarte
y no estar cierto.

Canción del no saber
si es que te espero;
canción del no penar
y estar temiendo.

Canción del sí vivir
y estar desierto;
canción del no querer
y estar sediento.

Canción del sí vendrás,
del no te tengo.


15 marzo 1940


*

Nana para un Lázaro

Esta nina nana
No es para dormir
¡Despierta, despierta!
-mi nana es así-

Esta nana, nones,
esta nana sí.

Esta nana, niño,
es para vivir.
¡Levántate y anda,
ajusta el sufrir!

Esta nana, nones,
no es para dormir.

Sin fecha, pero pertenece a la misma etapa.

1 comentario:

67daniel dijo...

Muchas gracias de todo corazón por haber publicado estos poemas inéditos.
Paz, diálogo y libertad de expresión.
Daniel, un fiel seguidor en la distancia atlántica.